Cómo Renunciar a un Trabajo Antes de Empezar (O Poco Después)

By Biron Clark

Published:

Otros consejos

Biron Clark

Biron Clark

Writer & Career Coach

A veces aceptas una oferta de trabajo y luego te das cuenta de que no es lo que buscas o recibes una oferta mejor… antes de empezar a trabajar o poco después.

No te preocupes, voy a ayudarte a renunciar a tu nuevo trabajo sin problemas, incluyendo:

  • Cómo renunciar a un trabajo antes de empezar
  • Cómo renunciar a un trabajo después de empezar
  • Ejemplos de correos electrónicos y cartas de renuncia
  • Errores que debes evitar para no sacrificar la relación con la empresa

Cómo Renunciar a un Trabajo Antes de Empezar

La mejor forma de renunciar a un trabajo antes de empezar, es llamar al responsable de contratación en cuanto estés seguro de tu decisión, explicarle la situación, disculparte y ser directo en tu comunicación, para que puedan seguir adelante y encontrar un nuevo candidato para el puesto.

Si no puedes llamar, envía un correo electrónico. Sin embargo, una llamada telefónica al responsable de contratación es mejor cuando se renuncia a un trabajo que aún no se ha empezado, porque es más personal.

En cualquier caso, debes comunicarte directamente con el responsable de contratación y no con RRHH, suponiendo que esta persona sea la que te presentó la oferta en primer lugar.

Los Jefes de Contratación No Estarán Contentos, Pero Lo Entenderán

Aunque puede ser estresante dejar un trabajo antes de empezar, debes saber que es mejor eso que dejarlo después de haber empezado.

Si ya has empezado a trabajar, el empleador habría invertido tiempo y esfuerzo en el papeleo de RRHH, la formación, la instalación de tu mesa o zona de trabajo, etc. Así que, en cierto sentido, le ahorras tiempo y molestias al responsable de la contratación si abandonas el trabajo antes de empezar.

No se alegrarán de oír la noticia, pero probablemente la entenderán y apreciarán que se lo hayas dicho con franqueza.

En resumidas cuentas: Aunque no sea una buena noticia, no querrás agravar el problema esperando, siendo poco claro, etc. Así que sé claro e infórmales en cuanto estés seguro.

Y probablemente no sea la primera vez que un candidato acepta un puesto y luego decide aceptar otro o tomar una dirección diferente. Siempre que seas sincero y directo con la empresa y te disculpes por la situación, todo irá bien.

No tengas miedo renunciar a un trabajo antes de empezarlo. Al fin y al cabo, tienes que mirar por ti y por tu carrera, porque a nadie le va a importar tanto como a ti.

Sin embargo, tampoco hay que precipitarse. Informa al responsable de contratación sólo cuando estés completamente seguro, ya que renunciar a un trabajo antes de empezar suele ser permanente e irreversible.

Renunciar a un Trabajo Antes de Empezar: Cartas de Renuncia por Correo Electrónico

A continuación encontrarás un modelo de carta de renuncia para dejar un trabajo antes de empezar:

Estimado “nombre”,

He estado analizando mis opciones profesionales y me he dado cuenta de que necesito tomar una dirección diferente en mi búsqueda de empleo, y no podré empezar en mi puesto como <nombre del cargo> como estaba previsto. Pido disculpas por el cambio y las molestias causadas, pero necesito hacer lo que considero mejor para mi carrera. Espero que lo entiendan y, de nuevo, les pido disculpas por no haberme dado cuenta antes. Espero que puedan cubrir el puesto con alguien estupendo.

Saludos cordiales,
Tu nombre

Modelo de carta de renuncia nº 2 para un trabajo que aún no has empezado:

Estimado “nombre”,

No voy a poder aceptar el puesto de <nombre del cargo> . Pido disculpas, pero he decidido seguir una dirección diferente en mi búsqueda de empleo y aceptar una oportunidad más acorde con mis objetivos profesionales a largo plazo. Pido disculpas por el cambio y las molestias ocasionadas.

Saludos cordiales,
Tu nombre

Puedes ser tan específico o generalizar como quieras a la hora de comunicar al empleador el motivo por el que has cambiado de opinión y has dejado el trabajo antes de empezar.

No obstante, recomiendo decir la verdad en la medida de lo posible. No digas que vas a cambiar de rumbo profesional si, por ejemplo, aceptas un puesto en el competidor más cercano de la empresa.

En ese caso, te recomendaría decir algo para indicar que has recibido una oferta mejor, un puesto de alto nivel, etc.

Sin embargo, decir la verdad tampoco significa que estés obligado a compartir cada pequeño detalle cuando dejas un trabajo. Se estratégico y selectivo sobre qué compartir, pero no mientas.

Por ejemplo, también puedes decir simplemente que has decidido buscar una oportunidad diferente, o que has decidido tomar una dirección distinta en tu búsqueda de empleo/carrera profesional. Eso es más generalizado pero a menudo cierto.

Ahora que ya hemos explicado cómo renunciar a un puesto antes de empezar, vamos a hablar de los pasos a seguir si ya has empezado…

La Mejor Manera de Renunciar a Trabajo Poco Después de Haber Empezado

Si has empezado un nuevo trabajo hace unos días (o incluso semanas/meses), puedes renunciar solicitando una reunión con tu jefe y entregándole una carta de renuncia por escrito. Si trabajas a distancia y no puedes reunirte con tu jefe en persona, pide una reunión por teléfono o videollamada, infórmale sobre tu decisión y envíale una carta de renuncia por correo electrónico.

Aunque es angustioso renunciar a un trabajo poco tiempo después de haber empezado, si es lo mejor para tu carrera, te lo debes a ti mismo.

Yo mismo lo hice al principio de mi carrera. Había aceptado un trabajo justo después de graduarme en Finanzas y, a la segunda semana de estar en él, recibí una oferta diferente de un empleador que estaba en un ámbito más relacionado con lo que había estudiado en la universidad.

Hablé con mi jefe y le dije que quería avisarle con dos semanas de antelación, y aunque no le gustó la decisión, lo entendió y agradeció mi franqueza.

Como ya hemos dicho, a los reclutadores no les va a gustar nada que te vayas poco después de empezar a trabajar (o antes de empezar). Pero puedes mejorar mucho la situación siendo claro, directo y disculpándote.

Esto es más o menos lo que dije (después de pedir hablar con mi jefe en privado):

Odio hacer esto, pero he recibido una oferta de trabajo para un puesto más relacionado con lo que estudié en la universidad. Creo que es el paso correcto para mi carrera y no podría perdonarme si no aprovechara esta oportunidad. Me gustaría presentar mi preaviso de dos semanas hoy. Siento las molestias y reconozco que no es lo ideal para ustedes.

Avisa con Dos Semanas de Antelación al Renunciar a un Trabajo que Acabas de Empezar

Cuando renuncies a tu trabajo después de haber empezado, tu empleador agradecerá enormemente que lo hagas con un aviso de dos semanas de antelación, ya que la mayoría de las empresas lo consideran lo normal.

Puede que tu jefe no te mantenga trabajando durante esas dos semanas, sobre todo si aún estás en prácticas, pero es un bonito gesto y siempre debes ofrecer el plazo de preaviso de dos semanas al renunciar a un trabajo después de haber empezado.

Errores que Debes Evitar al Dejar un Trabajo que Acaba de Empezar

Al renunciar a un trabajo después de haber empezado hace unos días/semanas, hay un par de errores clave que debes evitar.

En primer lugar, nunca se lo cuentes a tus compañeros antes de informar a tu jefe directo. Este es un buen consejo para renunciar a tu trabajo en general; los chismes corren rápido en una empresa y siempre debes informar primero a tu jefe, incluso antes que a tus amigos en la empresa.

De lo contrario, corres el riesgo de que se enteren de que dejas el trabajo a través de otra persona antes de que entregues tu preaviso de dos semanas, y eso no les va a hacer ninguna gracia.

Siguiente error a evitar: No entres en la conversación sin estar preparado y sin un plan. Es un error que puede hacer que digas algo de lo que te arrepientas. Por eso, cuando acudas a tu jefe para renunciar, deberías haber pensado con antelación en lo siguiente:

  • ¿Cuánta información vas a compartir sobre tu nuevo trabajo?
  • ¿Cuál es el principal motivo para dejar el trabajo?
  • ¿Presentarás un preaviso de dos semanas cuando renuncies?
  • ¿Cómo responderás si tu jefe quiere hacerte una contraoferta?

El último error que hay que evitar al renunciar a un trabajo que acabas de empezar: No analizar bien la decisión antes de hacerlo.

Si dejas un trabajo poco después de incorporarte, es muy poco probable que te acepten de nuevo si cambias de opinión. Por eso, debes asegurarte de que la nueva oportunidad que vas a aprovechar se ajusta a tus necesidades financieras.

Eso significa que tienes que investigar a fondo el contrato de trabajo o la oferta de empleo de tu nueva empresa, asegurarte de que entiendes el salario y las prestaciones, etc.

En resumidas cuentas: No puedes retractarte después de renunciar a un trabajo que acabas de empezar, o que aún no has empezado, y no puedes arreglar del todo tu reputación con este empleador, aunque seas extremadamente educado y te disculpes. Así que asegúrate de que es el movimiento correcto a largo plazo antes de decidirte.

Conclusión: La Forma Correcta de Renunciar a un Nuevo Trabajo

Ahora ya sabes cómo renunciar a un trabajo antes de empezar o justo después de empezar. Recuerda que, aunque no es común, ocurre, y si recibes una oferta mejor o una oportunidad profesional que simplemente no puedes rechazar, entonces te debes a ti mismo perseguir esa oportunidad.

Sé rápido, franco y discúlpate al presentar tu renuncia, y el empleador lo entenderá aunque no estará muy contento con la noticia. Esa es la mejor manera de renunciar a nuevo trabajo de manera positiva.


Biron Clark

Sobre el autor

Lea más artículos de: Biron Clark


¡Crea un currículum profesional gratis!

No es necesario inscribirse ni pagar.